20 nov. 2010

LA ÉPICA GRIEGA

Introducción

La literatura griega es la más antigua de Occidente y entre sus géneros literarios, el primero que surgió fue la poesía épica. También en otras civilizaciones este género suele aparecer en primer lugar, debido a que en estos poemas se ensalza el pasado legendario de un pueblo y a que este tipo de poesía surge vinculada al carácter feudal de algunas sociedades. 
En la poseía épica (ἕπος en griego significa "relato, canto") se cantaban las hazañas de los héroes y de los dioses, historias acaecidas en un pasado legendario que solían transmitirse de boca en boca. Era, por tanto, en sus orígenes, una poesía oral que, con la introducción del alfabeto, los poetas comenzaron a poner por escrito. En cuanto a las hazañas narradas, parecen tener cierto fondo histórico.
Dentro de la literatura épica griega destacan la obra de dos grandes autores que pasan por ser los iniciadores de la literatura occidental: Homero (s.VIII a. C.) y Hesíodo (s. VII a. C.).

HOMERO
Las primeras obras de la literatura griega que conservamos son dos poemas épicos, la Iliada y la Odisea, ambas atribuidas al poeta Homero.  La sociedad y los personajes que aparecen son de la época micénica, sin embargo, los poemas, según han llegado hasta nosotros, fueron redactados unos cuatro siglos después, hacia el s.VIII a. C. Son las primeras obras literarias de entidad de la literatura occidental. Por tanto, puede afirmarse que todas las letras occidentales son, en cierta medida, deudoras de los poemas homéricos.
Se decía que Homero era un aedo (ἀοιδός, “cantor”) que recitaba sus poemas y al que se representa ciego. Su existencia, que muchos cuestionan, está envuelta en leyenda. Parece ser que vivió a finales del siglo VIII a. C. y que era de Quíos o de la isla de Esmirna (es decir, de Jonia). La mayoría de los estudiosos coinciden en que Homero puso por escrito todo un bagaje de leyendas, mitos y héroes que los aedos o juglares griegos habían cantado durante siglos. Se sitúa en realidad al final de una larga tradición de poesía oral que termina cuando le da forma escrita. Con él por tanto la épica griega se convierte en un género de poesía escrita, culta, y Homero se convierte en un maestro indiscutible del género para los griegos, para los romanos y para toda la literatura occidental posterior.


La Ilíada consta de 24 cantos y algo más de 15000 versos. En ella se narran diversos acontecimientos de la Guerra de Troya (antigua Ilión). El griego Aquiles se enfada con Agamenón, el caudillo de los griegos que habían ido a Troya a rescatar a Helena. Los troyanos ponen en apuros a los griegos, por lo que Patroclo, amigo de Aquiles, sale a luchar y muere a manos del troyano Héctor. Aquiles vuelve al campo de batalla para vengar la muerte de su amigo. Mata a Héctor y se niega a devolver el cadáver a los troyanos. El anciano rey Príamo suplica a Aquiles y le ofrece un gran botín para poder enterrar a su hijo. Aquiles cede y permite que los troyanos se lleven el cuerpo de Héctor. 
La acción tiene lugar en el último de los diez años que duró la guerra de Troya y casi toda ella transcurre en el campo de batalla o en el campamento. Los principales personajes son guerreros y los motivos de la acción son casi siempre militares. Los dioses intervienen en la acción a favor de uno u otro bando.


La Odisea se compone de 23 cantos y algo más de 12000 versos y en ella se nos cuentan las aventuras de Odiseo (Ulises), uno de los héroes griegos que fue a Troya, héroe inteligente y astuto que sabe resolver las situaciones difíciles con ingenio y que planificó la toma de la ciudad con el gran caballo de madera.
El poema recoge tres núcleos temáticos principales:
-El regreso de Odiseo de la guerra de Troya a su patria Ítaca a través de un largo periplo lleno de aventuras que duró diez años.
-Los viajes de su hijo Telémaco para averiguar el paradero de su padre.
-La matanza de los pretendientes que aspiraban al trono de Ítaca y a la mano de Penélope, la esposa de Odiseo.
Además se alude de pasada a episodios de la guerra de Troya no recogidos en la Ilíada, como el del caballo, el regreso de los griegos o el asesinato de Agamenón.

Respecto a la valoración de Homero, hoy se pone el énfasis, más que en el acto creativo de un poeta en solitario, en el hecho de que este poeta supiera recoger y organizar genialmente las tradiciones míticas anteriores a él relacionadas con la guerra de Troya y otros temas heroicos.
Sus obras están escritas en verso con la métrica del hexámetro dactílico, es decir, con una unidad de repetición o metro, en el que se alternan dáctilos (_ÈÈ) con espondeos(_ _).
Su estructura típica sería la de un verso de seis pies:
_ÈÈ(o_)/_ÈÈ(o_)/_ÈÈ(o_)/_ÈÈ(o_)/_ÈÈ(o_)/_È(o_)

En cuanto a la lengua de los poemas homéricos, se ha calificado como "artificial", ya que encontramos una mezcla de diversos dialectos griegos: eolismos, dorismos..., si bien hay un predominio del dialecto jonio. Por otro lado, son abundantes los símiles, metáforas y fórmulas épicas (epítetos).
Con su obra, Homero se convirtió en el padre y maestro indiscutido de la épica.

HESIODO
Saturno devorando a un hijo
 Goya (1746-1828)
Fue un poeta de Beocia de finales del siglo VIII y principios del siglo VIIaedo, hijo de un comerciante que vivió en Asia Menor y se estableció después en Beocia. Los griegos consideraban a Hesíodo como el organizador de su mitología, sus obras principales se copiaron en la Edad Media. Hoy se vuelve a Hesíodo para contrastar la mitología griega con la de algunos pueblos orientales. Las dos obras más importantes atribuidas a  Hesíodo son La Teogonía y Los Trabajos y Días.  En ellas, Hesíodo hace uso del estilo y la métrica de Homero, pero su temática es muy diferente.
En Teogonía canta Hesíodo el origen del mundo y de los dioses: el destronamiento violento de Urano por Cronos y de éste por Zeus, que se convierte en patrocinador del orden y la justicia, y amo del mundo. Asimismo, presenciamos diversas uniones y descendencias entre las primitivas fuerzas de la naturaleza ( el Caos, La Noche, Las Tinieblas, el Éter, el Cielo...)..
En Los trabajos y los días, que pertenece más bien al género de la poesía didáctica, dos valores se erigen en fundamento de la vida: el trabajo y la justicia En esta obra parecen preceptos morales y consejos prácticos sobre el cultivo del campo. También aparecen mitos como el de Pandora.

No hay comentarios: